¿Por qué?

img_12901

Veía. Muchos. Los problemas sociales en México no se esconden de la vista de un estudiante ni a la de un viajante. Disfrutaba la naturaleza bonita, la hospitalidad de la gente, los pueblos pequeños y agradables y las ciudades grandes e impresionantes. Y me preguntaba: ¿por qué tiene este país, con tanta belleza, tantos problemas?

Hablábamos sobre los problemas y leía. Aprendí sobre los problemas grandes y pequeños e intenté interpretarlos bien. Una frase de un libro de Carlos Fuentes ganó un lugar en mi memoria. En cuya obra ‘Los cinco soles de México’, el escritor da la siguiente pregunta: ¿Por qué tienen tan pocos, tanto, y tantos, tan poco? Esta pregunta es un problema social, y al mismo tiempo consecuencia y causa de la suma de los problemas en este país.

Entonces, fui a ver si yo podría encontrar la respuesta de esta pregunta. Hablé con una estudiante de ciencia política y muchos otros. Ellos me dieron causas diferentes. Mencionaron el gobierno, la corrupción y las diferencias entre el sur y el norte.

Y causas, también, son problemas que tienen causas. Leía un ensayo sobre las diferencias entre la gente del sur y la del norte. El escritor establece: ‘En el norte vive otra raza, el mestizaje fue mínimo y no hay una tradición indígena con todas sus consecuencias de fatalidad y sometimiento… ’. Y cuando los indígenas se mezclan con los descendientes, puedes ver que las consecuencias no son a favor de los primeros. Vi una urbanización rica en la Ciudad de México donde viven los mexicanos ‘blancos’. Y donde trabajan los ‘indígenas’ como jardineros y muchachas del aseo.

La estudiante me quería convencer de que el gobierno tiene la culpa de muchos problemas. No sólo el gobierno descuida y anticipa la discriminación y las diferencias económicas, también distribuye los recursos injustamente.

La causa más mencionada, es decir la más popular, es la corrupción. Esa, creo, es la más fácil de reconocer en la vida normal. Sobornos de la policía, tratamientos especiales y sumas de dinero que desaparecen. El último ejemplo de corrupción que yo vi era un hotel lujoso ubicado en un castillo. Una sala fue usada para vender libros a directores de las escuelas. Y para mostrar que el trato lujoso puede ser parte de comprarlos.

¿Y por qué tienen tan pocos, tanto, y tantos, tan poco? La explicación más admisible es, para mí, la diferencia entre el norte y el sur; el origen doble de este país. Esta razón muestra la base realmente, la causa de las causas.

Entonces, sólo sobra decir como los mexicanos, ayudándonos de la respuesta antes dicha, pueden resolver los problemas. Mencionar la solución es tan fácil como resolverla sería difícil. Menciono al gobierno. Sólo ellos tienen el poder de resolver las cosas realmente. Entonces, podemos decirles: ¡empieza ahora!

Stijn van Ewijk – 803293

One Response to “¿Por qué?”

  1. destrezascomunicativas Says:

    La cita de Carlos Fuentes me encanta, no muchas palabras pero estos pocos palabras aclaran la situación muy clara. (Stefan)

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s


%d bloggers like this: